Taller Rosy

El proyecto de COMHECH no tiene fronteras, tratando de beneficiar y capacitara a un gran número de habitantes del municipio de Chalatenango.

En esta oportunidad, Rosa Amalia Orellana de Alvarenga, originaria de Llano Grande, cantón Concepción Quezaltepeque, externó su experiencia con esta ONG: “Conocí de esta organización a través de su promotora, el cual me dijo que impartirían un curso de Corte y confección y decidí inscribirme para aprender un poco más, pues ya conocía un poco de esta profesión”. 

Y es así, como Rosy fortalece sus conocimientos en el arte de la confección que ya venía desempeñando desde hace 10 años, pero “tres años aplicando lo que me enseñaron en el curso”, mencionó.

En la actualidad, Taller Rosy ya no solo repara ropa con en sus inicios, sino que también realiza la elaboración y diseños de vestidos, faldas, cortinas, forros de cojines, bolsos de telas y de croché. Y lo más reciente, uniformes escolares para el centro escolar de Llano Grande.

“Antes de dedicarme a la confección, hacia comida típica que es algo que me gusta hacer también”, agregó.